‘Freiheit’ o «la búsqueda de la libertad personal»

Los productores Jamila Wenske y Sol Bondy presentan en Seminci el segundo largometrajes del director alemán Jan Speckenbach

Jamila Wenske y Sol Bondy, productores de Freiheit

22/10/2017.- Una mirada hacia “la búsqueda de la libertad personal” se suma a las películas a concurso de la Sección Oficial de la 62 Seminci. Freiheit (Libertad) es una coproducción entre Alemania y Eslovaquia dirigida por el alemán Jan Speckenbach, quien firma su segundo largometraje tras The Other Day in Eden.

Los productores Jamila Wenske y Sol Bondy  han presentado en rueda de prensa en la Semana Internacional de Cine de Valladolid el proyecto con el que hace seis años echó a andar su productora, One Two Films, que trae al Festival otros dos títulos de la Sección Oficial: La librería, de Isabel Coixet, y Undir trénu (Bajo el árbol), del islandés Hafsteinn Gunnar Sigurdsson.

Freiheit era el primer proyecto de la parrilla”, pero la producción se dilató en el tiempo en un complicado proceso para encontrar financiación, ha explicado Jamila Wenske. El rodaje comenzó por el final para presentar a un socio inversor que se consiguió finalmente. Un empeño en el que también influyó “el interés en seguir trabajando con Jan Speckenbach”, a quien Sol Bondy dirigió el proyecto de graduación en la Escuela de Cine de Berlín.

Protagonizada por Johanna Wokalek, Hans-Jochen Wagner e Inga Birkenfeld, Freiheit indaga en “la búsqueda de la libertad” y en el precio que se tiene que pagar para intentar conseguirla. Todo ello con visto desde el punto de vista femenino. “No es tan común que una mujer esté dispuesta a dejar su vida familiar para conseguir esa libertad”, ha reflexionado Jamila Wenske.

Ese aspecto puede ser decisivo en la grado de empatía de los espectadores con los personajes. En la primera media hora de la cinta, el peso de la historia recae en Nora, una mujer que abandona a su marido y sus hijos en esa búsqueda personal de la libertad; la continuación se centra en la familia abandonada. En la primera parte la “simpatía y conexión va con ella”, mientras que en la segunda “puede que el apoyo vaya hacia ellos”, ha afirmado la productora. Las reacciones del público hasta ahora se ha dividido entre los partidarios de una y los defensores de los otros, ha añadido.

La película utiliza recursos narrativos poco habituales en un cine realista, el recurso de proyectar recuerdos que contribuyen a completar la trama tiene que ver con la trayectoria del director. Jan Speckenbach es videoartista y productor teatral y aporta esos elementos que “no son estrictamente realistas”. “Alguien lo ha calificado como realismo mágico”, ha explicado Sol Bondy.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page
Publicado en 62 Edición, Sección oficial.