García Sánchez recibe la Espiga de Honor de la Semana

José Luis García Sánchez recibe la Espiga de Honor de Seminci y la felicitación de Ana Belén

23/10/2017.- El director salmantino José Luis García Sánchez ha recibido hoy la Espiga de Oro de Honor de la Semana Internacional de Cine de Valladolid, como reconocimiento a una trayectoria de cinco décadas en la que ha dirigido algunos títulos emblemáticos del cine español como Las truchas (1977), Oso de Oro en la Berlinale, o Divinas palabras (1987).

El realizador ha recogido este reconocimiento en la Gala del Cine de Castilla y León, celebrada en el Teatro Zorrilla, arropado por numerosos compañeros de profesión y amigos. Así, junto al realizador han estado el productor de cinco de sus películas, Juan Gona; los intérpretes Juan Diego y Charo López, y el equipo de La blanca paloma, la película elegida para el homenaje: el productor Víctor Manuel San José y la pareja protagonista: José Sacristán y Ana Belén.

Juan Diego ha dicho que García Sánchez, “es el director con el que más veces he trabajado en cine y teatro, al que me une una amistad inquebrantable, que nadie ha sido capaz de romper porque por encima de todo nos une nuestro profundo amor por esta profesión”. Además, recordó que la primera vez que visitó el Festival de Valladolid fue en 1993 con la película Tirano Banderas, dirigida por el  salmantino. Charo López, a su vez, ha agradecido “la carrera de García Sánchez” porque “pocas filmografías hay como la suya, con la que nos hayamos reído tanto”.

José Sacristán ha dicho que La blanca paloma es “una de mis películas más queridas”. “En pocas ocasiones me ha ocurrido que, al hacer una primera lectura del guion, éste me haya parecido perfecto”, ha señalado el actor, quien ha destacado también “la química y la complicidad” de todo el equipo durante el rodaje. Ana Belén ha definido a García Sánchez como “un indómito”, con el que “tuve la suerte de sentirme una friki más” durante el rodaje de “una película que habla de las películas”.

García Sánchez con su Espiga

Finalmente ha tomado la palabra brevemente García Sánchez para agradecer un homenaje “tan lleno de gente maravillosa que parece una película mía”, y ha lanzado al público el siguiente mensaje: “vayan ustedes más al cine y menos a las procesiones”.

La Espiga de Honor ha sido entregada por la directora general de Políticas Culturales de la Junta de Castilla y León, Mar Sancho, quien ha recordado el compromiso de la administración regional con el sector audiovisual, que se materializa en el impulso a las producciones cinematográficas de Castilla y León mediante la convocatoria de ayudas, cuya resolución se publicó el pasado 6 de septiembre, que ha contado con una partida que asciende a los 275.000 euros y que ha contemplado por primera vez la financiación de cortometrajes.

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on LinkedInEmail this to someonePrint this page
Publicado en 62 Edición, Otras noticias.